CASAS DE VALORES

  • Las Casas de Valores son entes que surgieron a raíz de la expedición de la Ley de Mercado de Valores de 1993. Su principal función es la de actuar como intermediario de valores, es decir realizar compra-venta de títulos por cuenta de sus clientes o en base a su propio capital.

    Una Casa de Valores es la compañía anónima autorizada y controlada por la Superintendencia de Compañías para ejercer la intermediación de valores, cuyo objeto social único es la realización de las actividades previstas en esta Ley.

    Una Casa de Valores y un banco actúan en diferentes mercados. La Casa de Valores participa en los mercados de desintermediación financiera, mientras que el banco lo hace en el de intermediación financiera.

    Cuando una persona invierte a través de una casa de valores, lo que hace es comprar un título que genera una rentabilidad, mientras que si acude al banco, lo que hace es efectuar un depósito por el cual recibe intereses. Es decir, en el primer caso la persona se convierte en un tenedor de títulos, mientras que en el segundo es un depositante del banco.

    ¿CÓMO SE CONSTITUYE?

    Para constituirse deberá tener como mínimo un capital inicial pagado equivalente a cuarenta mil UVC, cotizados a la fecha de la apertura de la cuenta de integración de capital, que estará dividido en acciones nominativas.


  • Para que las casas de valores negocien en el mercado de valores, lo deben hacer a través de operadores de valores, las que deben estar inscritos en el Registro del Mercado de Valores. La Casa de Valores y sus operadores tienen responsabilidad solidaria, es decir que la Casa de Valores responde por las actuaciones de todos sus operadores.

    De igual forma, las Casas de Valores son responsables de la integridad y validez de los títulos que negocian, pero no son responsables por la solvencia del emisor de los mismos

    Cuando una o mas personas desean invertir en la Bolsa de Valores, lo deben hacera través de una Casa de Valores debidamente autorizada por la Superintendencia de Compañías, donde un asesor lo atenderá y requerirá cierta información: monto de la inversión, dónde desea invertir y el plazo en que está interesado en colocar su dinero.

    De acuerdo a ello, el asesor de inversión tratará de ubicarlo en la mejor opción de inversión.

    "Es importante aclarar que no es la Casa de Valores, quien comprará o venderá el título, ya que sólo funciona como intermediaria entre usted inversionista y un vendedor del título".

    Una vez decidida la inversión, el cliente firma una orden de transacción, en la que se autoriza a la Casa de Valores a actuar según sus requerimientos

    Recibida la orden de transacción por parte del cliente, el operador acude a la Bolsa de Valores o desde su propia oficina para ejecutar la operación, misma que se dará por efectiva cuando exista un "calce de posturas" es decir cuando otro operador de otra casa de valores coincida con la postura inicial de la oferta en firme, ya que el segundo operador tiene algún cliente que requiera hacer sus inversiones con la postura oferente del cliente del primer Operador.

    Luego de concretada la operación el operador se encarga de llenar un "Comprobante de Liquidación" en donde se dejará constancia por parte del operador comprador y vendedor, que la operación ha sido realizada.

    Aquí se indica el precio, plazo, número de títulos y tiempo de entrega de los títulos por parte del vendedor y entrega del dinero por parte del comprador. Una vez efectuada la operación, los operadores (comprador y vendedor) entregarán el respectivo comprobante de "liquidación" a sus cliente en donde deja constancia que ha cumplido con la orden de su cliente.

    La liquidación de Bolsa es el respaldo de que la operación se realizó efectivamente.

    Aunque el proceso es algo muy simple, el inversionista no debe olvidar tomar ciertas precauciones antes de invertir: conocer la información básica sobre la empresa en que invierten, conocer la facultades y obligaciones de las casas de valores, recordar que una inversión financiera no es igual que un simple ahorro, pues la primera entraña un nivel de riesgo mayor y, sobretodo, exigir como comprobante la liquidación de bolsa.

  • FACULTADES

    Operar, de acuerdo con las instrucciones de sus comitentes, en los mercados bursátil y extrabursátil.

    Administrar portafolios de valores o dineros de terceros para invertirlos en instrumentos del mercado de valores de acuerdo con las instrucciones de sus comitentes. Se considera portafolio de valores a un conjunto de valores administrados exclusivamente para un solo comitente.

    Adquirir o enajenar valores por cuenta propia.

    Realizar operaciones de underwriting con personas jurídicas del sector público, del sector privado y con fondos colectivos.

    Dar asesoría e información en materia de intermediación de valores, finanzas y valores, estructuración de portafolios de valores, adquisiciones, fusiones, escisiones u otras operaciones en el mercado de valores, promover fuentes de financiamiento, para personas naturales o jurídicas y entidades del sector público. Cuando la asesoría implique la estructuración o reestructuración accionaria de la empresa a la cual se la está proporcionando, la casa de valores podrá adquirir acciones de la misma, para su propio portafolio, aunque dichas acciones no estuvieren inscritas en el Registro del Mercado de Valores. El plazo para mantener estas inversiones será determinado mediante norma de carácter general emitida para el efecto por el C.N.V.

    Explotar su tecnología, sus servicios de información y procesamiento de datos y otros relacionados con su actividad.

    Anticipar fondos de sus recursos a sus comitentes para ejecutar órdenes de compra de valores inscritos en el Registro del Mercado de Valores, debiendo retener en garantía tales valores hasta la reposición de los fondos y dentro de los límites y plazos que establezcan las normas que para el efecto expedirá el C.N.V.

    Ser accionista o miembro de instituciones reguladas por esta Ley, con excepción de otras casas de valores, administradoras de fondos y fideicomisos, compañías calificadoras de riesgo, auditores externos, del grupo empresarial o financiero al que pertenece la casa de valores y sus empresas vinculadas.

    Efectuar actividades de estabilización de precios únicamente durante la oferta pública primaria de valores, de acuerdo con las normas de carácter general que expida el C.N.V.

    Realizar operaciones de reporto bursátil de acuerdo con las normas que expedirá el C.N.V.

    Realizar actividades de "market - maker" (hacedor del mercado), con acciones inscritas en bolsa bajo las condiciones establecidas por el C.N.V., entre las que deberán constar patrimonio mínimo, endeudamiento, posición, entre otros; y,

    Las demás actividades que autorice el C.N.V. en consideración de un adecuado desarrollo del mercado de valores en base al carácter complementario que éstas tengan en relación con su actividad principal.


    PROHIBICIONES

    A las casas de valores les está prohibido:

    Realizar actividades de intermediación financiera.

    Recibir por cualquier medio captaciones del público.

    Realizar negociaciones con valores no inscritos en el Registro del Mercado de Valores, excepto en los casos previstos en el numeral 5, del artículo 58 de este cuerpo legal o cuando se las efectúe a través de los mecanismos establecidos en esta Ley.

    Realizar actos o efectuar operaciones ficticias o que tengan por objeto manipular o fijar artificialmente precios o cotizaciones.

    Garantizar rendimientos o asumir pérdidas de sus comitentes.

    Divulgar por cualquier medio directa o indirectamente información falsa, tendenciosa, imprecisa o privilegiada.

    Marginarse utilidades en una transacción en la que, habiendo sido intermediario, ha procedido a cobrar su correspondiente comisión; 8. Adquirir valores que se les ordenó vender, así como vender de los suyos a quien les ordenó adquirir, sin autorización expresa del cliente. Esta autorización deberá constar en documento escrito.

    Realizar las actividades asignadas en la presente Ley a las administradoras de fondos y fideicomisos.

    Realizar operaciones de "market - maker" (hacedor del mercado), con acciones emitidas por empresas vinculadas con la casa de valores o cualquier otra compañía relacionada por gestión, propiedad o administración.

    Ser accionista de una administradora de fondos y fideicomisos.



  • Las casas de valores deberán cumplir los parámetros, índices, relaciones y demás normas de solvencia y prudencia financiera y controles que determine el C.N.V., tomando en consideración el desarrollo del mercado de valores y la situación económica del país.

    El incumplimiento de estas disposiciones reglamentarias será comunicado por las casas de valores a la Superintendencia de Compañías, dentro del término de cinco días de ocurrido el hecho y, deberá ser subsanado en el plazo y la forma que determine dicho organismo de control.

    Toda orden para efectuar una operación bursátil se entenderá respecto de la casa de valores y de los comitentes, efectuada sobre la base que éstos quedan sujetos a los reglamentos de la bolsa respectiva; y, en el mercado extrabursátil a las normas de carácter general que expida el C.N.V.

    Las casas de valores negociarán en el mercado de valores a través de operadores inscritos en el Registro del Mercado de Valores, quienes actuarán bajo responsabilidad solidaria con sus respectivas casas. Los representantes legales, dependientes y operadores de una casa de valores no podrán serlo simultáneamente de otra casa de valores.

    Las casas de valores podrán suscribir contratos con los inversionistas institucionales para que bajo el amparo y responsabilidad de éstas, puedan realizar operaciones directas en bolsa. El C.N.V., expedirá las normas especiales para estos contratos. Las casas de valores que actúen en la compra o venta de valores, quedan obligadas a pagar el precio de la compra o efectuar la entrega de los valores vendidos, sin que puedan oponer la excepción de falta de provisión. Serán responsables de la identidad y capacidad legal de las personas que contrataren por su intermedio, de la existencia e integridad de los valores que negocien y de la autenticidad del último endoso, cuando procediere; sin embargo, no serán responsables ni asumirán responsabilidad respecto de la solvencia del emisor. No podrán utilizar dineros de sus comitentes para cumplir obligaciones pendientes o propias, o de otros comitentes, ni podrán compensar las sumas que recibieron para comprar ni el precio que se les entregare por los valores vendidos, con las cantidades que les adeude el cliente comprador o vendedor.

    Las casas de valores no podrán efectuar ninguna clase de operación mientras no se encuentren legalmente constituidas, cuenten con la autorización de funcionamiento y sean miembros de una o más bolsas de valores.
Copyrigth © 2017 - BOLSA DE VALORES DE GUAYAQUIL - Derechos Reservados
Edificio TOUS, Pichincha 335 e Illingworth / PBX: (593-4) 3803550